miércoles, enero 24, 2007

Una nota: cosas que tengo que hacer en los próximos cuarenta años


"Ordenar estos datos es tal vez poesía"
Pere Gimferrer


Ordenar mi habitación.
Buscar una casa con jardín para Mus.
Terminar los poemas con los que llevo demasiado tiempo.
Dejar de fumar.
Ver crecer a Fran, a Quique y a Rosilla.
Viajar a Finlandia, a Italia, a Escocia. Volver a Lisboa.
Corregir y terminar la novela que lleva diez años parada.
Abrir un despacho y volver a ejercer.
Leer más; leer a Proust completo, a Mann completo, a Galdós completo.
Ir más al cine.
Ver crecer al hijo de Agueda y Javier.
Estar más tiempo con mi madre.
Estar más tiempo con Agueda y Tino.
Ir a restaurantes asiáticos con María y no protestar. Intentar comprender que hay vida más allá del huevo frito con patatas y chorizo.
Dormir algo más por las noches.
Estudiar Economía y Sociología.
Seguir preparando paellas de marisco. Aprender algo más.
Ver crecer a los hijos de Lourditas y Andrés.
Ver más a Belén.
Aprender de verdad lengua inglesa.
Leer a T.S.Eliot, a Wallace Stevens, a Auden en inglés.
Ver crecer a Laura y a Clara.
Volver a tomar cubatas con los amigos, volver a emborracharnos.
Comprar un disco duro enorme.
Ordenar los libros, ordenar los discos.
Suscribirme a Claves de la razón práctica.
Leer, aprender, estudiar y oir algo de jazz.
Ver crecer a Guillermo.
Escribir un libro sobre José Ignacio Lapido.
Ir al campo algunos fines de semana.
Buscar una casita en el campo. Comprarla.
Intentar hacer algo por los que lo necesitan. Preguntar qué.
Jugar más con Mus. Buscarle una novia, que tengan cachorros.
Aprender a dar masajes a María.
Intentar comprender, en todo momento, qué está pasando.
Terminar en Ibiza.
Hacer algo de ejercicio, si es posible sin gimnasios.
Escribir un libro de artículos sobre la Granada que recuerdo.
Ver crecer a Belén, a Sara, a Marta.
Tomar un café con Alvy Singer, una cerveza con Pussy; cenar con Pam y con Javi; dar un paseo con Montse en Gijón; compartir una ración de boquerones con Miriam y su hija; tomar unos vinos con Miguel Angel y con Francisco Ortiz y unas cervezas con Ana Pérez, Olvido, Thirthe, Aylandara. Irme de copas con el Barón Rojo. Brindar con todos.
Ver crecer a Rosa, a Guillermo y a Julia.
Leer la prensa sin prisas.
Intentar no engordar.
Pensar sobre la poesía, leer poesía, escribir poemas.
Intentar no hacerme un viejo verde.
Aprender a hacer fotos.
Ver de vez en cuando el mar, la nieve, la niebla.
Desayunar todos los días.
Limpiarme los zapatos de vez en cuando.
No tomarme demasiado en serio esta nota.
Acordarme de mi padre.


Technorati Tags: ,

21 comentarios:

Olvido dijo...

Digerir este rezo triste
y convertirlo en placentero

Un abrazo

Enrique Ortiz dijo...

Un abrazo, Olvido, pero no lo veo triste, ¿no?.

Miguel Ángel Muñoz dijo...

Joer, amigo, amanecer y leer tu "lista de la vida", me ha traído a la memoria aquello de Woody en Manhattan: cosas por las que vale la pena vivir, y saber que conforme taches de tu lista cada una de ellas -tomar unos vinos juntos, por ejemplo, seguro- otras saldrán al paso y te pedirán tributo, y así, vamos llenando un bonito jarrón con flores que se muestran bellas y que luego siempre tenemos que cambiar para que el jarrón no pierda su alegría.
Feliz cumpleaños, y ponte manos a la obra.

Enrique Ortiz dijo...

Imposible decirlo mejor, Miguel Angel. Voy descorchando la botella. Un abrazo.

eduardo dijo...

No seas tonto, intenta hacerte un viejo verde y te quitarás de enmedio un montón de las faenas de la lista. Un abrazo

funes dijo...

felicidades desde, por fin, centroeuropa nevada. Para mí te has dejado de la lista alguna cosilla importante, sobre todo seguir escribiendo el blog para alegrarnos las mañanas. Eso acaba del tirón con un par de cosillas de la lista (Intentar hacer algo por los que lo necesitan&Pensar sobre la poesía, leer poesía, escribir poemas). Un abrazo

Enrique Ortiz dijo...

va a ser casi imposible no serlo: si hemos sido niños verdes, jóvenes verdes, maduros verdes, me temo lo peor y efectivamente, se van a borrar algunas. Abrazo fuerte también para ti.

Enrique Ortiz dijo...

Funes, qué alegría; mira que todavía no es mi cumpleaños, que es mañana. Esto era una preparación, nada más. Me alegra que te alegre el blog y sí, por ahora, continuará, eso sí, no tan personal y coñazo como hoy. Un abrazo muy fuerte y abrígate.

Anónimo dijo...

Precioso. Ojalá de verdad hagas todo, salvo lo de viejo verde,siempre me parecieron graciosos (q razón tiene Eduardo) y estoy con Funes, sigue aqui, al menos yo lo necesito. Un beso grande, enorme. Q me gustaría poder ir para tomarme una enorme paella de marisco (q nunca he probado, ya sabes....). Cuti

Enrique Ortiz dijo...

Lo que voy teniendo claro es que la gente madruga un montón: son apenas las ocho y media y todos ya currando. En cuanto a la paella de marisco, como el anuncio de la cerveza, seguramente seré uno de los mejores del mundo... :)). Un beso, Cuti.

Miriam G. dijo...

¡Que lista más encantadora Enrique! Y no sólo por el libro sobre Lapido ;-)
En cuanto a lo de los boquerones, esta hecho, en la playa y con unas cervezas fresquitas. Sobre todo por la compañía y por las cervezas, que yo de pescaito mucho no soy. Ahora que lo pienso, mejor te invito a botillo, cuando lo preparo D. me deja invadir su cocina aun teniendo invitados, así que imagínate si me sale bueno. (No soy mala cocinera eh). Lo dicho, apunta un buen botillo con su vino berciano en esa lista.

Soy una tía muy competitiva, me veo trasnochando para ser la primera en felicitarte “internáuticamente”.

Un beso, Miriam G.

Anónimo dijo...

Ojalá puedas hacer todo lo que quieres, sería buena señal, yo te lo deseo de todo corazón. Yo también quiero probar esa paella de marisco (aunque sea solo por comparar, je,je..). Espero que ese optimismo que derrochas en esa lista interminable de cosas, no se acabe nunca, que todo se quede por lo menos como está, y que a todos los enanos que nombras en tu lista los veamos crecer todos los que te queremos. Un beso enorme a los tres y un abrazo para la que va de camino.Ros.

MV dijo...

¿¿en Gijón?? Jopé, Vaya... ¿¿No podría ser en Tokio? O algo igual de lejano. Me da igual.

A ver si consigues hacer todo eso rápido, rápido y te queda un hueco para leer los "Diarios" (por ejemplo) de Cheever ;-)

Besos,

Enrique Ortiz dijo...

Jeje, Miriam, botillo, qué barbaridad; espero que sea con fresquito, porque si no... eso sí, los boquerones de tapa previa al botillo. No te preocupes, me doy por felicitado hoy y así eres la ganadora. Para el libro de Lapido cuenta contigo, eh. Un beso fuerte.

Ros,un beso también para ti. La lista tiene que ir a más, como los niños. A la que llega en un rato la cuidaremos un poco, ya verá cómo te la devuelvo.

Emeuve, en Gijón, qué Tokio ni qué niño muerto. Paseo tras chorizo a la sidra, fabes, y todo lo que hay por ahí. Me apetece a mí un paseo por Gijón, ojú. Además, no sé, Tokio es como todos los Tokios, no?. Cheever me lo tengo que enchufar, no te preocupes, que eso no me cuesta trabajo. Un beso grande.

olvido dijo...

Ordenar el mundo, para poder ‘ordenarse’ a uno mismo
No me hagas caso Enrique,. Las listas (y más si son tiernasy sinceras como ésta, me ponen algo mustia;-). Lo cierto es que me ha tocado el cuore.
Ahora estoy más despejada que esta mañana así que puede ser un riojita en lugar de cerveza?...cuando usted quiera.
Otro abrazo grande, ahora más alegre;-))

Enrique Ortiz dijo...

Olvido, entiendo lo de ese orden. ¿Cómo no te voy a hacer caso?. Yo también estoy más despejado y, sí, perfecto, riojita, qué maravilla. Otro abrazo para ti, y no te pongas mustia. :))

Anónimo dijo...

Llego un poco tarde pero porque esta mañana no pude leer el blog,creo que te has olvidado de contemplar una puesta de sol en Zahara y despues tomarnos una lubina a la sal.Que lo hagas todo y aún mas y a la que está a punto de llegar cuidamela.Besos C.

Ana Pérez Cañamares dijo...

Joder, Enrique, ya estaba yo emocionada con todo lo anterior (disiento de Olvido, me gustan las listas para ir tachando), pero cuando he visto mi nombre se ha enturbiado la pantalla...
Por cierto, que mi cumple fue el lunes, un cumple triste porque no estamos para celebraciones, pero me alegra comprobar que el azar nos ha deparado otra sorpresa a ti y a mí como acuarianos de pro.
Felicidades por tu cumple, por la generosidad de esa lista, que se cumplan tus deseos y a ver si caen algún día esas cervezas. Un abrazo muy fuerte,
Ana

Enrique Ortiz dijo...

No me acordaba de Zahara, qué lujazo; todo Cádiz lo es, también la lubina y el choco y las tortitas de camarones.Un beso, C.

Ana, felicidades atrasadas y gracias. No, no es generosidad, es señalar con lo que disfruto cada día. Las cervezas caerán, ya lo verás. Otro abrazo fuerte para ti.

Anónimo dijo...

Cual humana, selecciono por distintos criterios lo que me ha impactado:

-Intentar comprender, en todo momento, qué está pasando.(Cuando lo consiga tenga a bien compartir la estrategia seguida)

-Dejar de fumar.(Aún no se ha dicho con brío, hasta aquí. Oso afirmar que cuando lo diga, prueba superada)

-Desayunar todos los días. (La energía, la energía!!!)

-Dar masajes a María (Yo le explico la técnica shiatsu y usted me dedica uno de sus libros)

-Tomar un café con Alvy Singer, una cerveza con Pussy; cenar con Pam y con Javi; dar un paseo con Montse en Gijón; compartir una ración de boquerones con Miriam y su hija; tomar unos vinos con Miguel Angel y con Francisco Ortiz y unas cervezas con Ana Pérez, Olvido, Thirthe, Aylandara. Irme de copas con el Barón Rojo. Brindar con todos. (Organice un multiencuentro en el que satisfaga todas esas ilusiones de golpe y los demás disfrutemos viendo la cara de los que le visitan y dejan tan interesantes comentarios)

Un abrazo de la seño, no le pongo deberes que ya tiene muchos ;-)
Aylandara

Enrique Ortiz dijo...

Gracias, Aylandara. Qué bonito comentario. Un beso fuerte.

Blogalaxia Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.