viernes, abril 13, 2007

Afghan Whigs: una retrospectiva


Aparece -y es una gran noticia- un recopilatorio de la banda Afghan Whigs: Unbreakable (A retrospective), una buena oportunidad para repasar 10 años de carrera (1988 a 1998) o para descubrirlos, cosa que recomiendo.

Estoy hablando de uno de los grupos de rock que más me han gustado desde hace ya varios años y, sobre todo, de un disco, Gentlemen, de 1993, (la foto es de la portada de este album) que quizá figure entre los que prefiero y, desde luego, está entre los que más he oido.

Al frente de Afghan Whigs estuvo uno de esos personajes dotados de un talentazo natural: Greg Dulli.

¿Qué hacían Afghan Whigs? Rock, simple rock. Comenzaron con un sonido muy próximo al de Nirvana y otras bandas grunge que publicaban en Sub Pop, pero enseguida se encaminaron hacia un rock profundo, apasionado, que iba a explorar los sonidos más negros y, por tanto, más pantanosos, más oscuros, más viciados, más tórridos y húmedos del rock.


Después de 1965, su último disco y fecha de nacimiento de Dulli, éste comenzó una carrera en solitario con la banda Twilight Singers, que ha entregado trabajos apasionantes: desde una colaboración electrónica con Filla Brazilia hasta un disco de versiones, She loves you (la foto es de la portada), y de los que hablaré otro día. Su último trabajo, Powder Burns, de 2006, es una maravilla, una apisonadora de pasiones.

Pongo algunos vídeos y mi canción preferida, Be sweet, del album Gentlemen, un tratado de la masculinidad. El disco se puede bajar del blog Bolachas gratis, en este enlace.

Uno de los discos de Twilight Singers fue el recorrido personal de Greg Dulli por una depresión que mitigó a base de alcohol y pastillucas. La depresión tuvo su origen en la muerte de su amigo, Ted Demme, el director de Beautiful Girls, donde se puede ver y oir una actuación de Afghan Whigs haciendo una versión del tema I can't get enough of your love, babe de Barry White:






Del disco Gentlemen, las canciones Gentlemen y Debonair:











Y finalmente Be sweet, ese monumento sonoro:

Afghan Whigs: Be sweet

Bueno, niños y niñas, una semana algo más liada de lo normal que me ha impedido comentar (como mereceis) vuestros comentarios. Espero que la que viene sea más tranquila. Por mi parte, voy otra vez a Granada, a apadrinar a Clara Martínez Beaumont, cosa que espero no le perjudique en el futuro. Viene mejor tiempo y vamos a tener algo de sol con máximas que van a rozar, ya, los veinte graditos. Abrazos, muchos, para todos y gracias.

Technorati Tags:

Blogalaxia Tags:

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Observo como siempre la hora en la que escribes, yo a esa hora solo puedo tomar café y relajarme un poco antes de empezar la agotadora jornada de todos los días. Lo de ser padrino ya lo has probado, y creo que te ha ido bien, tienes un ahijado maravilloso, simpático, y que según tu madre se parace a tí en el carácter (para eso soy yo la madre). Os esperamos en Granada con muchas ganas de volver a veros. Besos a los tres, Ros.

Miriam G. dijo...

Disfruta del fin de semana en tu tierra. Yo por mi parte me desplazo a la capital de reino a conocer a la bella Irene, mi segunda sobrina, también con muchísima ilusión.

Un beso, Miriam G.

Enrique Ortiz dijo...

Te advierto, Ros, que la hora de publicación del post se puede manipular y uno pone la que quiere, jeje. En cuanto a mi ahijado, el pequeño y gran Quique, lleva buen camino: sensible, miedoso, alegre y parlanchín. Me encanta. Un beso, Ros.

Miriam, guapetona, que tengas buen viaje y ojo con el firme de la A4, si vienes en coche, que es horroroso. Además hay radares hasta en los matorrales, así que cuidado. Pasad un buen fin de semana. Un beso fuerte.

Marsu dijo...

No puedo ver los vídeos ni casi leer el texto, estoy liada hasta las cejas, con el trabajo y programando intercambios transoceánicos y cosas de esas que hacen las adolescentes con la excusa de aprender otros idiomas (menudo morro tienen). Pero espero poder emplear parte del week-end en empaparme bien de toda esa música que nos has ofrecido. Felices días a todos y ojito con correr. Besos.
Y como siempre, muchas gracias.

A identidade do indiscernível dijo...

Intentar rehacer las cosas perfectas se parece siempre peligroso. Pero cuando se obtiene, son más que perfecto. Es raro, pero valle la pena. Cosa del genio el rerecording del tema de Barry White.
Gracias.

Pam dijo...

A los buenos dias. Paso a darte la enhorabuena por los videos y a recordarte que, aunque a intermitencias, intento recuperar las buenas costumbres en mitad de tanto trabajo.

Blogalaxia Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.