lunes, marzo 10, 2008

Páginas amarillas (VIII): Motorista, paseante, pirómano y piropeador



Motorista


Prefiero el viento
porque tacha de un golpe los lugares

y abole el tiempo.


Paseante


Señora:
almohádeme el alma,

repita su trasero
otra tarde, en mi calle.


Pirómano


Si para seguir adelante,
si para no volver

hay que quemar los puentes,
que no falten las cerillas,

que no quede ninguno en pie.



Piropeador


Tu sexo:
una destilería

en una huelga a la japonesa,

todos los trenes de la tierra

sobre un solo raíl,
un pueblo en fiestas.



Hace un año y dos días: Publicidad: In-synch, Canal + Francia, Snickers + Shrek 3, un trailer.

Hace un año y un día: Death in Vegas: Aisha + Panorama música española 2006: Grupo de expertos Solynieve, Sr. Chinarro, Tote King, Violadores del verso y Antònia Font.

Technorati Tags:

Blogalaxia Tags:

11 comentarios:

Anónimo dijo...

Pirómano, ese me gustaba. El de piropeador también, muy gráfico. Gracias por no comentar nada del maldito 9M. Un beso. Cuti

Miriam G. dijo...

¡Me gustan los cuatro!

Un beso, Miriam G.

volandovengo dijo...

Los poemas "Paseante" y "Piropeador" ya los conocía. Son bien antiguos. O,por lo menos, algunos de sus versos. No sólo me gustan sino que he repetido lo de "señora, almohádeme el alma" y lo de la "huelga a la japonesa" cientos de veces (aunque creo que lo que tú decías es que "el amor era una huelga a la japonesa".

el loco oficial dijo...

Tremendos! y muy urbanos!
Un abrazo.

funes dijo...

me gusta mucho el del piropeador, un abrazo

Olvido dijo...

Que bien empezar la mañana de paseo, en moto, quemándolo todo y destilando sexo
Buen día Quiue

Anónimo dijo...

Los cuatro condensados, contundentes y redondos. Me encantan. Un beso.M.

Enrique Ortiz dijo...

Gracias, Cuti, Miriam, Volando, Loco oficial, Olvido, Funes y M. Como dice Volando, son poemas muy muy antiguos, del 93 al 95, por lo que tienen ya la friolera de casi 15 añitos, ahí es nada. En su día, por una serie de razones extrañas, el libro no llegó a publicarse y me pareció buena idea ofrecer este inédito aquí, en este blog. Hay dos grupos de poemas, corto s y largos, que es como decir a y b. Los cortos vienen de una colección anterior que se llamó Tatuajes y que querían ser eso, poemas que uno pudiera tatuarse en la piel. Los largos, más meditativos, son siempre en relación a algo vivido u oído, en todo caso, siempre real, aunque pasado por el filtro del poema, donde tienen su sentido, pero cambian de sentido. Hoy, claro, no escribiría un libro así. Entonces, tuvo su sentido y respondía, como siempre pretendo, a una necesidad de mi biografía: mi incorporación al mundo laboral y de ahí mi contacto pleno con un exterior que antes no conocía. Un abrazo fuerte a todos :))

Marsu dijo...

Cuánto dices (o decías) con tan poquitas palabras ;)

Enrique Ortiz dijo...

Gracias, Marsu :)) Más bien decía, sí, en pasado. Un beso :)

drzito dijo...

Que pueblos, y que fiestas...
Me han gustado mucho. Gracias por almohadarme el alma.

Blogalaxia Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.