jueves, diciembre 27, 2007

Una historia verdadera

A veces, la magia es una mezcla de imágenes (David Lynch), música (Angelo Badalamenti) y la mirada de alguien (Richard Farnsworth). (La parte musical más emotiva se puede oir en este enlace)

Colosal.



Hace un año: Los detectives salvajes, de Roberto Bolaño

Technorati Tags:

Blogalaxia Tags:

4 comentarios:

Anónimo dijo...

De acuerdo por completo, me pareció una joya. Éste es el Lynch que me emociona, no el surrealista. A ver cuándo nos regala otra película de este corte. Gracias y un beso. M.

Marsu dijo...

Hoy el café me ha sabido a calma, a tiempo, a transcurrir, a paz. Y he recordado lo mucho que siempre me ha emocionado escuchar esa pieza. Muchas gracias, jefe.

Manuel Márquez dijo...

Curiosidades de la vida, compa Enrique; mira tú por dónde, un creador con un mundo tan suyo, tan particular, como Lynch, admirado y celebrado por la mayor parte de la cinefilia universal por mor de sus tan peculiares y oníricas pelis, va y se marca una peli de encargo, como ésta, y le sale un pedazo de obra maestra como la copa de un pino. En mi caso, desde luego, es la peli favorita, y con muchísima diferencia, de toda su filmografía, una auténtica delicia que no me canso de ver una y otra vez. Gracias por hacérmela recordar.

Un abrazo.

Alvy Singer dijo...

Enorme pelicula, demostracion de Lynch que él es más poeta fordiano que nadie.

Blogalaxia Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.