jueves, mayo 31, 2007

Las canciones de mi vida (IV): New order + Saint Etienne + Billy Bragg y Kirsty MacColl

New order: Subculture

No hace falta presentar a New order, pero tal vez sí sea necesario decir que este tema, Subculture, me tenía completamente subyugado hace mucho ya, con toda seguridad antes de los 18, pero no recuerdo exactamente cuánto. Además de una canción que se va enriqueciendo desde dentro, recuerdo que esa palabra, subcultura, me obsesionaba. Sólo sabía que era importante, sin adivinar por qué. Ahora la pronuncio y sigo sin saber el motivo por el que me parece algo que debo subrayar. Pongo vídeo y canción original debajo, para aprovecharla mejor. Deliciosa. Epica.








Saint Etienne: He's on the phone

Siempre que he incluido este tema en una de aquellas cintas en las que uno recopilaba las canciones que le estremecían y que daban vueltas y vueltas en los primeros viajes en los que uno mismo iba conduciendo, no se ha comprendido bien, se tomaba como una broma, como un anticlímax a tanto rock y, sin embargo, me vuelve loco, pese a que no se me crea. Pertenecerá a ese yo oculto del que poco o nada sabemos, pero He's on the phone es un tema bandera para mí; lo sigo oyendo, me sigue gustando.






New England: Billy Bragg y Kirsty MacColl


Cuando escuché el primer disco de Billy Bragg, Back to basics, me llamó la atención la sequedad del tratamiento de la voz y la guitarra eléctrica, sin nada más, sin una sola concesión al arreglo (eso llegaría algún disco más tarde). El tema New england me atrapó enseguida, se convirtió en esa especie de himno que uno necesita cuando joven, la cantaba y me imaginaba escribiendo un poema enorme que se titulara Nueva España (sin conocer, entonces, el periódico de Asturias ni las posibles connotaciones que podría tener el título). Pero vamos a lo que vamos; un poco después descubrí la versión de Kirsty MacColl, en uno de aquellos maxi-singles tan adorables, con ese enriquecimiento deslumbrante del tema seco de Billy Bragg. El problema fue, entonces (también lo es ahora) decidir: ¿qué prefiero? ¿Lo sencillo y directo, seco, preciso o el adorno, el enriquecimiento, las vueltas, la búsqueda de la interpretación?. Semejante dilema vital y moral también lo plantea, muy brillantemente, Avecrem, Gallina blanca, con ese lema que tanto me gusta "¿Cueces o enriqueces?" Dejo los dos temas para que cada uno decida.





Hace un año: Publicidad: Axe + Más publicidad: Quilmes


Technorati Tags:


Blogalaxia Tags:

18 comentarios:

funes dijo...

buenas! el tema de New England (la versión de MacColl muy sentida, sobre todo la letra "I don't want to change the world I'm looking for new england...") la canción de St. Etienne me ha dejado un poco de piedra :-). Off-topic musical, estuve en sevilla hace un par de semanas, pude disfrutar de un concierto de Sr. Chinarro, enorme, un verdadero maestro. Quien tenga la oportunidad que no se lo pierda, un sonido casi perfecto. Tb. en el FNAC de sevilla me encontré con el último de Lagartija Nick, Antonio Arias se ha casado, ha tenido un hijo, ha vuelto Erik a la bateria y ha reclutado a Victor Lapido. El disco, para mi, le ha salido totalmente redondo, con un sonido más pop y alejado del metal que se habían metido. Perdona por la megaparrafada y mil gracias por alegrarnos las mañanas. Un abrazo

Anónimo dijo...

Estupenda la comparativa con avecrem, lo que me he reído. Ahora me pongo a escuchar todas las canciones, mientras trabajo y asi se hace más llevadero. Coincido contigo en lo de Saint Etienne (será por las cintas recopilatorias que tengo, no?). Hoy pusiste blog más tarde, buena señal?. Un beso. Cuti

Pussy Galore dijo...

me encanta la canción de Saint Etienne, muy buen gusto!

Jose M. dijo...

vaya, enrique, debes ser talludito, como yo... pero bueno, tres de diez, también de lo mejor de mi discoteca

Jose M. dijo...

gran dilema; yo casi siempre acabo cocien(do-me)

Miriam G. dijo...

Gracias Enrique.

Un beso, Miriam G.

Ana Pérez Cañamares dijo...

New Order for ever.
¿Cuántos grupos le deben algo a New Order? ¿Por qué siempre me siguen sonando frescos? (y eso que les vi el año pasado en el Summercase y parecía que los habían sacado de la residencia de ancianos para ir a hacer un bolo; era entrañables verles tan bordes como siempre, tan a su rollo) ¿Por qué sus canciones me siguen sonando a himnos que pasan de una época de mi vida a otra? ¿Por qué la voz de este hombre me emociona tanto, mientras el bajo y la batería me producen ganas de saltar y de maldecir el día en que dejé de llevar botas Martens?
¿Por qué, Enrique, por qué?
(Gracias)

Enrique Ortiz dijo...

Funes, cómo se te notan los foros y listas con ese off-topic. Tengo pendiente el de Lagartija, pero con lo que me cuentas me lo pongo el primero, tengo muchas ganas de que hagan algo bueno. Un abrazo, y muchas gracias por tu comment.

Cuti, es que el cueces o enriqueces es muy amplio, muy rico, muy aplicable a todo, jejeje. No, lo de tarde es porque hice otra entrada, pero no gustó y volví a ésta. Cosas bloggeras, jijiji. Un beso, guapetona.

Pussy, no sabía si le gustaba o no Saint Etienne, pero me alegro de que así sea. Sacan a relucir la capa sofisticada de mi corazón, :)). Un beso, Pussy.

Jose M, ya peino canas, sí, por las canciones que a uno le gustan no es difícil adivinar la edad, verdad (salvo excepciones). Por lo de cocerte no te preocupes, en unos días nos va a pasar a todos. Un abrazo fuerte, y muchas gracias por tu comentario.

Miriam, te imagino rodeada de chips, cables, usbs, programas incomprensibles. Gracias por hacer un hueco y un beso (estoy en deuda contigo, a ver si saco un ratillo)

Ana, qué interrogación más preciosa. Sí, New Order, la voz, los ritmos, los recuerdos y los años. Siguen vigentes, quizá como nunca por su influencia y porque pusieron el listón demasiado alto. Épica pura, que me encanta. Un beso, Ana, y muchas gracias por acercarte con esas botas martens :))

Miriam G. dijo...

Imagíname mejor aplastada tras tres largos días de fiebre muy alta ja, ja, ja... Y mira que los chips y los cables me molan ¿eh?

Un beso, Miriam G.

Marsu dijo...

Cuántas cosas, y yo con estos pelos.

Creo que hoy me siento minimalista, prefiero la versión cocida. Otro día que esté más barroca me decantaré por los temas enriquecidos.

Que pases buen día.

Cayetana Altovoltaje dijo...

Míticos New Order/ Joy Division (yo pienso que SÍ hay continuidad, y mucha). ¿Sabías que son de Salford, donde estoy yo? Yes yes. Qué época tan mítica, el primer club, Hacienda... ¡¡dichosos los tiempos dorados del la cultura de club, quién los hubiera o hubiese vivido!!
Oye, y me gustan las dos versiones, pero si hay que elegir, me quedo con Billy Bragg.
La canción de St.Etienne me retrotrae a mis tiempos de instituto. Qué nostalgia. Bueno, no tanta. Ahora me lo paso mejor, jeje.

la mujer de soler dijo...

me ha echo tanta gracia lo de St. Ettiene...me grabaste esa canción hace millones de años en una de esas cintas tuyas llenas de cortes y en medio de guitarras de lo más espeso...y ¡me ponía esa canción mientras recorria un verano el desierto de Almería con una gran amiga al lado! Me ha echo gracia el tema del coche y de la conducción...es una canción perfecta para eso...

Enrique Ortiz dijo...

Miriam, hija, cuídate, que la fiebre (a mí al menos) te deja hechico polvo. Te podíamos haber recetado algo aquí. Un beso.

Marsu, ayyy, esos días barrocos, espesos, marrones. Jejeje, cuídate esos pelos; la de abajo, Caye, te puede decir algo al respecto. En cuanto al día, comienza a apagarse, y sí, ha sido un buen día. Un beso, Marsu.

Caye, si oías a S.Etienne en el insti, es que eres MUY JOVENNNN, qué envidiasss, diosss. Eso sí, aciertas cuando dices que ahora es mejor, mucho mejor. Un beso y gracias por el comment; ahhh, en el fondo yo también me quedo con Billy Bragg :)

Magdalena, qué alegría encontrarte aquí, recordando viejos y buenos tiempos, que me traen tantos recuerdos y todos tan buenos. Lo bueno de las cintitas variadas es, sobre todo, que si había una canción que a uno no le gustaba, tardaba poco en pasar y te quedaba la sorpresa de la siguiente. Hubo alguna recopilación que me sabía de memoria; eso sí, para recopilaciones las de tu marido, qué personaje... Un beso muy fuerte, gracias por el comentario y por pasar por aquí. Oyesss, esa amiga era la Idoia???

la mujer de soler dijo...

Si. Y por cierto, me dejé las haches en el comentario...MAYOR ESTOY YA!

Enrique Ortiz dijo...

Pues fíjate que sólo me doy cuenta cuando lo adviertes. No es cuestión de años es que las malditas pantallas no nos dejan ver; si lo ves escrito, ok, pero en la pantallita todo está bien. Qué cosas, eso, y además los años, :)). Un beso, Sra. Soler.

Gun dijo...

Recuerdo que escuchamos ese disco casi juntos. Siempre me pregunté por qué, precisamente, te gustaba Sub-culture. A Pepito le ponía más "Elegia", mientras yo me decantaba por el trallazo de "The perfect kiss"... Pero, al final de todo, bonito disco entonces, grupo como muy pocos, Ian Curtis al fondo, y me disparo "Leave me alone": anterior, pero interior. Besos Quique.

Aylandara dijo...

Tiendo a veces a imaginar lo que me sugieren ciertas canciones:

Sábado caluroso, noche de copas...entrada a un pub de moda...suena "He´s on the phone"...mi amiga y yo nos acercamos a la barra, ambas vestidas muy, muy veraniegas...mientras la copa llega, oteamos el horizonte, y...ohhhh, mis ojos se detienen ante esa mirada y...

Esa canción inspira, mister.

Aysssssss, veranito rico, rico, jajaja!!

Besos

Enrique Ortiz dijo...

Gun, qué recuerdos traes aquí; cuando escribía, me acordaba justamente de eso y me gustaba, la escucha hacia atrás y el recuerdo. Un abrazo fuerte.

Aylandara, sí, llega el verano y por el vestido sé que es ud. joven. Me he quedado en los puntos suspensivos... :))). Un beso.

Blogalaxia Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.